¿Que debes considerar si quieres cambiarte de Afore?
octubre 18, 2020
0

Conocido como Afore este fondo será el encargado de suministrarte tu manutención mensual una vez jubilado, es por eso que elegir la Afore que te ofrezca mejores rendimientos es fundamental.   Aquí te contaremos 5 puntos a tomar en cuenta antes de cambiarte de afore.

  • Rendimiento neto: El rendimiento neto es la cantidad de utilidad, por así decirlo, o ganancias generadas de la inversión de tu Afore. Entre mejor sea el rendimiento neto, más dinero acumularás en tu Afore, es por eso que debes de considerar este porcentaje, ya que varía de administradora a administradora.
  • Comisiones: Debes de tomar en cuenta que las administradoras de Afores cobran comisiones y costos por el manejo de tu dinero, así es, y por los rendimientos generados. Para generar una buena cantidad de ganancias, debes de buscar una administradora que de altos rendimientos y tenga bajas comisiones.
  • Servicios: Una administradora de Afores tiene como obligación por ley, el ofrecerte diferentes tipos de servicios. Un ejemplo perfecto es el poder retirar una parte de tu Afore en caso de desempleo o el recibir de forma constante tus estados de cuenta con el desglose de cómo se ha compartido tu dinero.
  • Límite: Debes de tomar en cuenta que por ley solo puedes cambiarte 2 veces de Afore al año, y de cumplir ese límite, tienes que esperar al menos 1 año para volver a realizar el proceso. Es decir, que, si en 2020 te cambiaste 2 veces de Afore, podrás hacerlo otra vez hasta 2022.
  • Afores aprobadas: En México existen 10 Afores aprobadas por la CONSAR, organismo regulador de las Administradoras, por lo que debes de verificar que el Afore de destino sea una de las 10 aceptadas por la ley para operar.

Cambiarte de Afore es un derecho de todos los trabajadores estipulado en la ley. Únicamente te recomendamos que realices el trámite con tiempo y pongas atención al proceso, ya que, como cualquier otro trámite relacionado con banco y gobierno, puede llegar a ser lento y burocrático si no sigues todo al pie de la letra.