¿Cuáles son los gastos imprevistos más comunes?
junio 24, 2019
0
¿Cuáles son los gastos imprevistos más comunes?
Rate this post

Uno de las frustraciones más comunes en los adultos es el hecho de que, después de haber hecho tu planeación, tu presupuesto mensual, aparezcan gastos imprevistos que provoquen que todo tu presupuesto se desajuste y que al final del mes el dinero no alcance.

Es por eso que identificar los gastos imprevistos más comunes puede ser gran utilidad para prevenirnos y considerarlos dentro de nuestros gastos mensuales. A continuación de mostraremos cuales son los gastos imprevistos más comunes para que así puedas considerarlos como parte de tu presupuesto mediante un fondo de ahorro o incluso una solicitud de crédito que te permita estar preparado para estos imprevistos o emergencias.

 

  • Enfermedades: Quizás uno de los gastos imprevistos más comunes y también más importantes son las enfermedades pues estas aparecen sin previo aviso y suelen requerir de un fuerte desembolso de dinero además de que la urgencia para solucionar dicha situación es muy alta lo que nos obliga a usar el dinero para solucionar dicho problema lo más pronto posible.

 

  • Desperfectos mecánicos: Quienes tienen automóvil entenderán porqué los desperfectos mecánicos suelen ser uno de los gastos imprevistos más comunes en nuestro mes con mes. Aquí también podemos incluir otro tipo de imprevistos como que se nos ponche una llanta o se nos rompa un cristal.

 

  • Accidentes: Otro de los gastos inesperados suelen ser los accidentes los cuales nos obligan a desembolsar cierta cantidad de dinero de forma inmediata para solucionarlos. Aquí podemos encontrar todo tipo de accidentes, desde aquellos como caídas o golpes hasta accidentes en automóvil, en el trabajo, etc.

 

  • Multas: Ya sea que hayas olvidado pagar tu recibo de luz y tengas que cubrir una multa por adeudo, que no hayas pagad o el mantenimiento o que te hayan levantado una infracción de tránsito, las multas son una forma común de gastar tu dinero de forma imprevista, y hasta un poco descuidada y tonta.

 

  • Fiestas y eventos: Si bien tener vida social es básico para nuestro desarrollo como personas, muchas veces salir de fiesta sin mas que un aviso unas horas antes puede provocarnos que esa salida se vuelva un gasto inesperado. Si multiplicamos esa situación por al menos una a la semana tendremos una fuga de dinero bastante significativa.